#RETODETOX2017 cambiar tus hábitos en 21 días

Por Lalu Gómez 12 Diciembre, 2016 General, PsicoFamilias

¿Por qué nos cuesta cambiar conductas? ¿de qué te quieres liberar? RETODETOX

 

Te cuento algo que me he propuesto para finalizar éste año dando cierre y recolocando todo aquello que me gustaría incorporar a mi vida, algo así como un retodetox. Cuando tratamos de poner en marcha conductas saludables o cambios en los hábitos de vida, nos damos cuenta de que no sirve con tener buena intención y convencimiento, hace falta algo más. Te invito a que te plantees de qué te quieres desintoxicar para empezar 2017 con fuerza, con energía, libertad, con la sensación de que las cosas fluyen, y que la vida está para disfrutarla, y ya de paso ofrecer a los demás, a tus hij@s, a tus personas queridas, a tí mism@, un modelo, una esperanza para el cambio: #retodetox2017.

Desintoxicarme ¿de qué?

Cada un@ tenemos una forma de engancharnos, de hacernos dependientes, de volver una y otra vez al mismo patrón. No tiene que ver solamente con el abuso de sustancias (tabaco, alcohol, psicofármacos, otras drogas…). Hay muchas formas de ser dependiente de algo o alguien: relaciones tóxicas, la aprobación de los demás, la obsesión por el cuerpo y la estética, a trabajar sin fin… Por decirlo de alguna manera, cada persona es yonqui de algo, algunas adicciones dañan más que otras, eso está claro. Pero al fin y al cabo, el patrón común es que te hace perder el control sobre tu vida, descompensar otras áreas o hacer daño a las personas que quieres,  a tí mism@… y muchas veces no llegas a tener conciencia de lo que te pasa. Ese es el primer punto, darte cuenta, dar un espacio a eso que te ocurre una y otra vez, ponerlo encima de la mesa y preguntarte:

¿y ahora qué hago con ésto?

Te cuento lo que voy a hacer yo, he seleccionado 3 cosas de las que me quiero desintoxicar: 1. Echar la culpa a los demás de lo que no funciona o no me gusta cómo está (o lo que es lo mismo victimizarme), 2. Querer hacer todo tan perfecto y ser tan exigente que llego a perder la ilusión y el amor por aquello que hago (pasarme de hemisferio izquierdo), y en 3er lugar perder el miedo a los finales, a los ciclos que se cierran.

Y como el cerebro funciona mejor y es más eficaz cuando le decimos qué deseamos (en lugar de guiarnos por lo que no queremos o tememos), voy a transformarlas en positivo:

  1. Hacerme cargo de mi vida y responsabilizarme de ella (de lo que me gusta y especialmente de lo que no). Tomar el control, respetando los tiempos y los procesos (es decir sin prisas).

  2. Disfrutar, amar lo que hago, probar, experimentar, permitirme equivocarme, caerme, empezar de nuevo. (Hacer uso tanto del hemisferio izquierdo, tan analítico, sesudo y sistemático, como del hemisferio derecho: creativo, inocente, pasional).

  3. Aprender de los finales: despedirme de aquello que no pudo ser de forma sana. Las pérdidas asustan, los finales y las despedidas remueven. Principio y final son dos extremos de una misma realidad, si no incorporamos una de las polaridades no podremos vivir la otra, y dar forma y existencia a nuevas realidades (no hay creación sin destrucción).

 

21 días de aquí a que comience el año… ¿te unes?

Te he contado aquello de lo que yo me quiero desintoxicar ¿te resuena? ¿te sirve? ¿cambiarías por otras?. Una vez que has definido qué quieres modificar en cuanto a ideas, pensamientos y emociones (las conductas serán el resultado de ello). Ahora se trata de hacer un esfuerzo deliberado y consciente por cambiar ese patrón que está instaurado en ti. Es importante el compromiso y la constancia, ya que a nada que te disperses, tu cerebro tenderá a hacer lo mismo de siempre. La investigación en neurociencia nos dice que 21 días es el tiempo que nuestro cerebro necesita para transformar un hábito, para conseguir cambiar una tendencia. Quedan 21 días de aquí al 1 de enero de 2017 (y sea cuando sea que estés leyendo ésto, muy mal se nos tiene que dar para no tener 21 días por delante, ¿no?), vamos que siempre hay tiempo, hay oportunidad y la decisión está en ti (y si no es tu momento no lo es, tampoco pasa nada). Es decir que éste proceso tendrás que hacerlo de manera constante y consciente para automatizarlo y que llegue a ser algo que te salga solo.

en una eternidad siempre se puede empezar de nuevo.

Te pongo aquí un vídeo en el que cuento mis 3 retos y como ésto es aplicable al modelo que ofreces a tus hij@s / alumn@s. Y como desde nuestros roles parentales, o nuestra profesión podemos  ofrecer un modelo saludable a niñas, niños y adolescentes:

 

Ésta campaña de la ong Cooperación Internacional me ha encantado y me parece muy representativa de lo que os hablaba de hacerse cargo y responsabilizarse de lo que puedes hacer y llegas por tí mism@ (que es mucho más de lo que imaginamos):

 

retodetox uno cambiar el mundo

 

Te invito a que sigas por instagram las iniciativas que voy a ir poniendo en marcha en mi retodetox, y que compartas a través de redes sociales aquello que tú te planteas como #retodetox2017:

 

 

¿Te animas? ¡A por ello! y si crees que es posible cambiar el mundo a través de pequeños gestos como éste, comparte ésta publicación con aquell@s a quienes les pueda servir

 

Un abrazo

 

#retodetox2107 lalu gómez retodetox